escaparate

Los escaparates de París se visten de Navidad

Los escaparates de París se visten de Navidad. Los almacenes y galerías más famosos de la capital francesa engalanan sus vitrinas de la manera más original y asombrosa durante estas fechas tan señaladas.

A pocos días para las fiestas de Navidad, en París ya hace algunas semanas que se respira el espíritu navideño. Capitaneado por la encendida de luces de la majestuosa Avenida de los Campos Elíseos el pasado 20 de noviembre -un evento ya tradicional y muy esperado por los parisinos-, a lo largo de las últimas semanas el ayuntamiento de la capital se ha encargado de iluminar más de 125 calles y plazas de la ciudad, entre las cuales se encuentran las míticas Place Vendôme o la Avenida Montaigne.

Pero más allá de la típica, pero no menos elegante y señorial, iluminación navideña, en la ciudad de la luz los comercios y grandes almacenes se visten de gala para atraer a turistas y parisinos en sus compras navideñas. Y es que ¿quién no ha oído a hablar de los famosos escaparates de las Galerías Lafayette durante estas fechas tan señaladas? El hecho es que en la capital gala es muy popular que los famosos comercios engalanen con luces sus fachadas y completen su encanto navideño con aparadores increíbles. Cada año es una competencia ya que las grandes galerías rivalizan entre ellas esforzándose en crear las vitrinas más creativas e imaginarias para seducir al público. Esto atrae desde hace años a grandes y pequeños, quienes no quieren perderse esta clásica tradición.

Le Printemps Haussman

En el legendario Boulevard Haussman y justo al lado de las conocidíssimas Galerías Lafayette se encuentra el almacén de lujo Le Printemps. Aunque su rival más directo sea el más conocido en cuanto a la decoración de los escaparates navideños, cabe destacar que fueron Le Printemps quienes empezaron a animar sus vitrinas a principios de los años 20.

Construidos en mayo de 1865, estos grandes almacenes de distribución de famosas marcas de moda, lujo y belleza ocupan en la actualidad tres edificios del boulevard parisino. Según los datos, cada Navidad el centro comercial realiza el 25% de sus ventas anuales y recibe alrededor de 8 millones de personas atraídas por la belleza de sus escaparates. Y es que aunque quizás no sean los más conocidos por los turistas, Le Printemps son un emblema de la capital para los franceses.

Para esta Navidad, los almacenes han elegido a la firma Prada para decorar sus once escaparates navideños bajo el tema Joyeuse Obsession (“Alegre obsesión”). Una iluminación totalmente blanca, una caja de música de tamaño real hecha expresamente para los almacenes, maniquíes que cobran vida, paquetes de regalo de cuero firmados por la firma italiana y 1.200 bombillas son algunas de las características de la decoración de este año. Tanta es la expectación y curiosidad que hasta Gwyneth Paltrow ha sido la estrella escogida para su inauguración.

Galeries Lafayette

Situadas en el distrito 9 y justo detrás de la majestuosa Ópera Garnier, estas galerías son las más conocidas y famosas de París. Renombradas como el principal gran almacén europeo en volumen de negocios, las Lafayette reciben una media de 55.000 visitantes diarios, una cifra que aumenta de manera excepcional durante estos días. Y es que más que un lugar de compras, estos grandes almacenes se han convertido en otra atracción turística de París, que fue construida en 1893 por Alphonse Kahn y Théophile Bader y que aglutina todas las grandes marcas francesas e internacionales tanto de moda, belleza, decoración y gastronomía en 65.000 metros cuadrados y 33 metros de altura, capitaneados por la enorme cúpula de vidrio de estilo Art Déco.

Durante estas fechas, bajo la majestuosa cúpula se instala el tradicional árbol navideño. Con 20 metros de altura, este árbol está decorado con flores y luces, y animado con marionetas móviles que habitan en un “pequeño pueblo” situado a cuatro metros del suelo: ventanas que se abren, búhos que salen de su nido y princesas, van al ritmo del pulso del reloj Swatch. El hall de estas grandes galerías se llena de curiosos que no quieren dejar de inmortalizar la escena, al igual que ocurre en el exterior donde se forman largas colas y los niños más pequeños se suben a hombros de sus padres para poder disfrutar de los inimitables escaparates navideños. Unos escaparates que este año dedican sus vitrinas a la reproducción de la historia de La Bella y la Bestia, coincidiendo con el estreno de la película protagonizada por los actores Vincent Cassel y Lea Seydoux.

Le Bon Marché

Situado al otro lado del Sena, Le Bon Marché son descritos por el icono de moda Inés de la Fressange como “los grandes almacenes de los parisinos”. Y es que lejos de todo turista, Le Bon Marché es una representación del estilo más chic de “la Rive Gauche” que acoge a lo más y mejor en cuanto a moda, decoración, belleza, literatura y gastronomía.

En Navidad, estos grandes almacenes fundados en 1838 y diseñados con la colaboración de arquitectos como Gustave Eiffel también se ponen sus mejores galas. Con la naturaleza como tema principal, este año Le Bon Marché adorna sus vitrinas con elegantes árboles con destellos dorados que contrastan con los colores naranjas y rosas de las luces, ofreciendo de esta manera unos escaparates que evocan al estilo más glamouroso y parisino.

Leer más: http://www.lavanguardia.com/de-moda/moda/20131209/54395322641/escaparates-paris-navidad.html#ixzz2nFmsX7Fa
Síguenos en: https://twitter.com/@LaVanguardia | http://facebook.com/LaVanguardia