Cómo hacer que tus clientes regresen

Actualmente es posible contar con una infinidad de opciones para promocionar tu negocio. No obstante, el trabajo no termina aquí ya que todos tenemos la ilusión de tener un grupo de personas esperando para entrar en nuestra tienda y realizar compras. Pero, ¿cómo hacer que los clientes regresen? Este es un punto muy discutido y en este sentido, mucho se ha comentado sobre que es más rentable conservar un viejo cliente que hacer uno nuevo. Trabajar en la fidelidad de tus clientes es un aspecto muy importante.

Si consigues que un cliente vuelva a tu negocio una segunda y tercera vez, quiere decir que lo estás haciendo bien. Pero, esto depende de distintos elementos como, por ejemplo, la manera en la cual estableces contacto con los clientes, la forma en la cual le ofreces los productos y la sincronía que puedas hacer con ellos.

Que un cliente sea leal depende de muchos factores, por ejemplo: un buen asesoramiento de compra para que pueda encontrar la mejor solución a lo que está buscando, es decir, que el cliente encuentre aquel producto o servicio que se adapte a sus necesidades y cubra sus expectativas. Conseguir que tenga una buena satisfacción de compra y por tanto un buen recuerdo de ti.

A continuación, te propongo una serie de consejos que te permitirán generar lealtad en los clientes y conseguir así la máxima fidelización.

1-Atrer al cliente adecuado: lo primero para conocer bien el perfil de tu cliente es hacer un estudio de mercado. Es importante trabajar en base a un perfil para saber que estás haciendo llegar a tu negocio a los potenciales clientes correctos, es decir, aquellos que tienen más probabilidades de realizar compras.

2-Responder a sus inquietudes: los clientes te harán preguntas y debes contar con suficiente preparación para responder a todas las dudas que puedan tener sobre el producto o servicio que buscan. De esta manera, sabrán que cuentan con un asesor que podrá dar respuesta a sus inquietudes.

3-Presentante: esto impactará al cliente y sentirá necesidad de profundizar la conexión que ya tiene contigo. Crear una pequeña presentación generará un afecto en el cliente que le convertirá en alguien leal a tu tienda, ya que con ello le estarás demostrando que realmente te importa.

4-Haz que el proceso sea rápido: Trata que todas las transacciones sean breves, pues, el tiempo del cliente es importante. Intenta que su mercancía sea entregada con rapidez y cierra le venta lo más pronto posible. Cuando un cliente tiene que esperar demasiado, bien sea por atención o por la búsqueda del producto, generalmente se desanima, no realiza la compra, se retira del sitio, y no siente deseos de regresar.
Lo mismo pasa si compra online, la entrega debe ser rápida, sino la próxima vez no realizará la compra en tu negocio e irá al que le sirva más rápido.

5-Crea programas de fidelidad: que contribuyan a que el cliente desee volver a tu negocio. Premia su constancia. Ofréceles programas de descuento y promociones exclusivas acordes a su perfil, de esa manera no dudarán en volver a tu negocio cuando necesiten realizar alguna compra.

6-Haz que te recuerden: Un elemento muy importante que contribuye a ello es el packaging que utilices. Debe ser original y que se asocie con tu marca. Otra forma de generar un buen recuerdo, es hacer que el cliente se sienta escuchado, por ejemplo: puedes preguntarle al final de la compra, qué tal ha sido su experiencia y, sobre todo, aceptar las sugerencias que estos hagan y valorarlas. No lo tomes como críticas, sino como oportunidades para mejorar aspectos, bien sea en tu tienda, o en los productos y servicios que ofreces.

Si un cliente se siente valorado, te lo transmitirá volviendo. Conseguirás esa fidelización tan anhelada.

7-Ofrece distintas opciones de pagos: el momento del pago no puede ser un impedimento, y menos cuando existe tanta competencia dentro de un mismo sector. Por ejemplo, puedes permitirles pagar en efectivo, con tarjeta de crédito o débito, con PayPal, con Apple Pay, con bitcoins, etc.

8- Ofrece un buen servicio: un cliente busca mucho más que un descuento o un precio competitivo en el mercado, también busca recibir un excelente servicio y una buena atención, por lo que son factores en los cuales debes trabajar, y para ello es importante formar al personal, de forma que todos vayan en consonancia con estas políticas. Cuando un cliente se lleva una mala impresión sobre la atención recibida, suele divulgarlo y esto es perjudicial para tu negocio.

9-Humaniza tu empresa: trata a tus clientes de forma cordial y que sientan que no están siendo atendidos de forma mecánica por una empresa que sólo le interesa vender, sino que además se preocupa por mostrar un rostro humano, a través de una buena atención y una sonrisa.

10-No olvides el potencial de las redes sociales: cada día son más importantes para llegar a tus clientes y darles a conocer tus productos y promociones. Publica información que sea de valor, curiosidades sobre los productos que ofreces, los beneficios de contratar tus servicios, etc. Recuerda también responder siempre a sus preguntas, de escuchar sus opiniones y muy importante, cuando respondas, trata que las respuestas no sean mecanizadas, sino personalizadas, hazlos sentir únicos.

Con estos consejos, podrás hacer que el cliente siente fidelidad a ti y a tu negocio, y por lo tanto que vuelva y te recomiende. Si un cliente se siente valorado, te lo transmitirá volviendo. Conseguirás esa fidelización tan anhelada.

Recuerda no dejarlo “morir”, mantén un contacto con ellos a través de promociones tanto a los que ya son fieles, cómo aquellos a los que hace tiempo que no vienen, conseguirás que te recuerdan y vuelvan.

Autora del post: Edith Gómez, editora en Gananci. Twitter: @edigomben